SAN LORENZO: El jefe de la Alcaidia de la Unidad Regional XVII recuperó la libertad

Unidad Regional XVII 07 de agosto de 2019 Por
Luego de ser acusado de recibir dinero para otorgar beneficios a detenidos en la Alcaidía de la Unidad Regional XVII de San Lorenzo, el ex jefe de esa repartición policial José Budiño recuperó ayer la libertad a pesar de que el fiscal Aquiles Balbis había pedido que quedara preso.
67671346_470045453579474_7054883374552317952_n

Luego de ser acusado de recibir dinero para otorgar beneficios a detenidos en la Alcaidía de la Unidad Regional XVII de San Lorenzo, el ex jefe de esa repartición policial José Budiño recuperó ayer la libertad a pesar de que el fiscal Aquiles Balbis había pedido que quedara preso. La jueza Griselda Strólogo entendió que la liberación del policía no entorpecería la investigación, más allá de admitir la imputación por cohecho e incumplimiento de los deberes de funcionario público.

Budiño había sido detenido el sábado en un allanamiento de Gendarmería en la Alcaidía hasta entonces a su cargo. El fiscal había ordenado la requisa en el marco de la investigación de una banda narco del barrio Copello de Capitán Bermúdez cuyos cabecillas estaban presos en la Alcaidía.

La investigación que culminaría con la requisa y posterior imputación a Budiño tuvo un capítulo anterior el viernes cuando Gendarmería hizo doce allanamientos en Bermúdez en el marco de la investigación de los crímenes de Walter Santa Cruz, Jonatan Anguilante, en enero pasado, y el David Medina, en marzo último. Para el fiscal los crímenes fueron ordenados desde la Alcaidía por el cabecilla de la banda de Copello.

En esos procedimientos fueron detenidos Mauricio D., Rafael R., Sebastián T., Dana G. y Ayelén G. A ellos se Ricardo D., Walter G. y Eduardo G., que ya estaban presos en la Alcaidía. El lunes fueron imputados por su presunta participación en tres asesinatos e integrar una asociación ilícita.

El presunto cabecilla, Walter "Viejo" G. fue imputado como organizador de la banda e instigador de los tres homicidios.

A Ricardo D. se lo imputó como homicida de Santa Cruz y Anguilante, así como el intento de asesinato de Joel C. Eduardo G. fue acusado del crimen de Medina e intentar matar a Joel C. Por esa tentativa de homicidio también fueron acusados como partícipes primarios Mauricio D., Sebastián T. y Dana G. Rafael R. fue acusado como partícipe primario del crimen de Anguilante.

Al término de esa audiencia se les dictó prisión preventiva sin plazos a los tres que ya estaban detenidos. Para los apresados el viernes la medida cautelar será por 90 días; también para las mujeres, aunque con arresto domiciliario.

La investigación de esa banda originó el allanamiento en la Alcaidía donde estaban detenidos sus presuntos miembros y la posterior imputación a Budiño, a quien acusaron de brindar celdas VIP. En el allanamiento se hallaron celulares, chips, armas blancas, televisores y otros elementos. Además se imputó haber dejado ingresar a la Alcaidía a las detenidas el viernes Dana G., y Ayelén G. pese a que Fiscalía había ordenado su traslado a la Nueva Alcaidía de Rosario. Ambas fueron halladas en la requisa del sábado y, según el fiscal, Budiño impidió que sus subalternos cumplieran la orden.

FOTO: Diario La Capital

Te puede interesar