TRANSICIÓN: No se habla de seguridad. El tema más recurrente de la sociedad, en ciernes

Interés General 05 de julio de 2019 Por
Tanto en la reunión con el gobierno, como en la del Gobernador electo con senadores, del tema no se habla.
1

Si bien hay un largo camino hacia el 10 de diciembre, cuando Omar PEROTTI asuma el gobierno provincial, en las reuniones preeliminares que se están desarrollando en lo que se denomina "la transición", tibiamente se han deslizado algunos temas, básicamente en lo que tiene que ver con los números de las arcas estatales; pero el tema más recurrente, el de seguridad, no se ha tocado.

Por Miguel ZALAZAR

Seguramente uno de los temas más sensibles para la gente, más importantes a resolver por el gobierno entrante será el de reducir el delito; diseñar políticas de seguridad que pongan el acento en como prevenir que no ocurran robos, arrebatos, asaltos, homicidios; entendiendo que la policía no es la solución de fondo para la problemática.

Las elecciones nacionales, dilatarán un poco el diseño pretendido por el gobernador electo para un tema crucial, porque fue uno de los puntos que más remarcó en la campaña; "bajar el delito", y "conducir a la policía"; la seguridad pública preocupa y ocupa a quienes resultaron electos, primero por las promesas de campaña que deben concretarse, y a corto plazo, porque la gente no da tiempos largos hoy en política, es menos tolerante, y quiere resultados.

También los policías quieren respuestas rápidas, efectivas, de cuerdo a donde direccionaron el voto los trabajadores el mes pasado. 

Esta es y será una de la tareas del próximo gobierno, por eso en la reunión que los enviados de PEROTTI mantuvieron con el Ministro Pablo FARIAS, a principios de semana, como la que el propio senador nacional mantuvo con senadores provinciales, el tema seguridad no se trató

Y la cuestión de la seguridad no tubo el centro de las charlas, porque el tema lo esta trabajando casi PEROTTI en persona, y meditando algunas definiciones que tienen ciertos riesgos hacia dentro y fuerza de la fuerza; porque muchas veces las recetas implementadas por quienes desconocen del tema, terminan siendo peor, una de las muestras más claras, fue en su momento la implementación de las jefaturas policiales de Nodos, sobre lo cual hubo que dar marcha atrás, cuando se entendió que solo se burocratizaba la cuestión de seguridad, cuando lo que se requería era operatividad y efectividad.

Te puede interesar