MIGUEL ZALAZAR: "Carrió es una miserable, un ser oscuro, gran colaboradora de la dictadura militar"

Interés General 03 de junio de 2019 Por
Las expresiones de la diputada Elisa Carrió anclada en fueros, merecen el repudio de todos los santafesinos. Lo penoso es que lo hacía frente a la mirada cómplice de quien pretende ser vicegoberandora, la señora Anita Martinez de Cambiemos.
61436740_1059758081079362_2080019487125405696_n

Además de destilar palabras ofensivas a varios dirigentes políticos de la provincia, de distintos partidos; la legisladora nacional, que ya goza del desprestigio de la mayoría de los argentinos, disparó contra los trabajadores policiales, a quienes tildo de "narcos".

Dijo diputada, "Hay una cúpula de la Policía de la provincia que responde al narcotráfico, que planifica los asaltos en Rosario"; Además de ser una expresión malintencionada, inadecuada y mentirosa, esta mujer pone bajo la estigmatización a miles de policías santafesinos.

Si la señora tiene tanta certeza en lo que dice, por qué aprovechando su estadía en la ciudad de Rosario no se presentó en los tribunales a radicar una denuncia; sencillamente porque vive de la falacia y de las descalificación de todo el mundo; una persona inmunda.

Seguramente, serán los propios policías y sus familias quienes han de saldar sus deudas con la señora CARRIÓ, el próximo 16 de junio, cuando vean la boleta de Jose CORRAL y Anita MARTINEZ candidatos a gobernador y vice por Cambiemos, que no han hecho ninguna de declaración para despegarse de los comentarios de sus socia política.

La señora quiere que en nuestra provincia la custodien fuerzas nacionales; pues debería fijarse antes cuanto fiables son algunos integrantes de esas fuerzas de seguridad a la luz de los hechos que ha ventilado la justicia federal.

Carrio y su buena vida en la dictadura

En vez de andar escondiéndose detrás de los fueros, y destilando odio por todos lados, debería decirnos a los argentinos, como con cierta complicidad miraba para otro lado, cuando en la época oscura de la dictadura la gente desaparecía, y ella era funcionaria, asesora de una fiscalía en el Chaco. 

CARRIO, jamás debíó acceder a un cargo público después de 1983, simplemente porque sus manos están manchadas con sangre, porque ella era parte de la administración de justicia chaqueña, precisamente cuando en el país no imperaba la justicia.

Diputada CARRIO antes de hablar de los trabajadores policiales de la provincia de Santa Fe, renuncie a su diputación, y díganos que pasaba entre 1976 y 1983 cuando morían compatriotas nuestros en el Chaco.

Te puede interesar