MIGUEL ZALAZAR: "El gobierno debe ganarse la confianza perdida por parte de los policías"

Interés General 14 de octubre de 2018 Por
Siempre dije que el trabajo difícil del policía en una sociedad violenta en todo sentido, debe tener al menos la consideración de quienes son parte de la seguridad pública, ya sea los funcionarios del ministerio o del propio gobernador.
lifschitz y pullaro

Desde la representación sindical que tengo junto a otros compañeros en UTRAPOL, no resulta siempre grato tener que exponer cada una de las cosas que hace mal un gobierno, y entiendo que generen cierto fastidio en algunos funcionarios, es que no siempre son tan buenas las noticias gubernamentales comparadas con las negativas.

Por Miguel ZALAZAR - UTRAPOL

Miguel LIFSCHITZ, Maximiliano PULLARO, el socialismo, el Frente Progresista, deberán hacer un mea culpa, revisar sus errores, y en la recta final de su mandato intentar recuperar la confianza o acercarse más al empleado policial; no se trata de una lucha de egos, ni de quien tiene mas poder, o que solo hay que obedecer a ciegas al poder político sin más, se trata de buscar el equilibrio de lo justo.

Si no decimos que es lo que consideramos está mal, es posible que el gobierno solo se quede con los spicher publicitarios que siempre suelen ser buenos, de buena calidad y hasta cautivadores; y quizás se caiga en el error de que todo esta bien. Seria justo decir que se han hecho algunas cosas bien, que se podría estar mejor.

Sobre todo hay que cumplir con la palabra empeñada; cuando un policía va al cuarto oscuro a votar, las expresiones de los candidatos en campaña son escuchadas por ese policía que también es ciudadano, y pretende no ser engañado.

Los patrulleros inteligentes, las motos nuevas, los avances tecnológicos, es muy positivo, y es lo que se muestra en televisión. Ahora, lo que necesita esa gran inversión, es un policía mejor pago; y me viene a la memoria sobre la actuación del Cuerpo de Bomberos Zapadores en el ultimo mes, tanto en Rosario como en Santa Fe, acaso alguien ha pensado el riesgo que tiene el chofer que conduce el camión cisterna con cientos de litros de agua, mas la dotación, con baliza y sirena en la gran ciudad, y no cobra un adicional (plus) por tamaña tarea?

La "nueva policía", Comunitaria, Táctica, PDI, excelente, pero y el plus que por ley les corresponde, cuando? El ministro Saglione acaba de decir que en nuestra provincia hay superávit, pues por qué no lo pagan.

Llamamos a jóvenes de entre 18 y 28 años para ser parte de la policía, con muchas expectativas de abrazar esta hermosa profesión, pero seguimos con una beca de 2.800 pesos. Sabemos que eso no es posible.

En cada acto institucional el Gobernador y el Ministro, han agradecido a los policías, y hablan de los logros, pero de los "logros políticos", y los policiales para cuándo?  El policía se ve realizado cuando se le hacen realidad sus derechos, y quizá el mejor anhelo es obtener su jerarquía; lograr un ascenso para quien lo merece, para quien se ha esforzado es algo único.

Recuperar la confianza perdida

Los policías miran con mucho recelo hoy al gobierno; allá lejos quedó ese enamoramiento que hubo en 2007 por dejar atrás gobiernos juticialistas apostando a la figura de Hermes Binner; hoy los policías y su familia ven al gobierno del Frente Progresista como alguien que los ha defraudado, y en once años de gestión desde el punto de vista laboral, se esta igual que cuando dejó el gobierno el ingeniero Obeid.

Para dejarlo mas claro, cuando Jorge Obeid dejó el gobierno en el año 2007; los policías llevaban dos años de atrasos en sus ascensos; hoy once años después, casi que estamos peor; porque siguen existiendo esos años de atraso y casi ya a tres años pronto; con el aditamento negativo, que hoy no se puede llegar a la máxima jerarquía por no haber solucionado en mas de una década ese escollo administrativo, que vía decreto podría darse.

Es LIFSCHIZ, es PULLARO, es el gobierno del Frente Progresista, el que debe demostrarle ahora, no a la policía, sino "al trabajador policial", que si hubo errores, si hubo dilaciones, se tomó nota y puede cambiarse el rumbo, y que si en algún momento los policías optaron por esta coalición de gobierno, pueden seguir apostando a la misma.

Mientras otras fuerzas políticas se alistan para seducir al electorado policial de mas de 160.000 ciudadanos, lo cierto es que el actual gobierno tiene en sus manos, la posibilidad de retener esas voluntades; y no depende de los trabajadores, sino de quienes no han materializado lo prometido.

Te puede interesar