NO TIENEN VERGÜENZA: Nos dan vacantes a cuenta gotas, y con atrasos de mas de dos años

Gremiales 12 de julio de 2018 Por
Este es sigue siendo el sistema de ajuste del gobierno del Frente Progresista, seguir empobreciendo a los trabajadores, cercenando la carrera policial.
Vacantes

Nos han denostado de todas las formas, nos han usado, han puesto a compañeros en manos de la justicia desentendiéndose de cuanta responsabilidad política les ha cabido, respaldan a funcionarios del gobierno consustanciados con causas de narcotráfico en la justicia; han hecho de todo; y se han preocupado y ocupado de destruir la carrera policial.

La discrecionalidad que ha planteado Miguel LIFSCHITZ y Maximiliano PULLARO a través del decreto 1763, respecto de las vacantes que ha otorgado para los ascensos 2017; es un claro ataque a la carrera policial, y es hasta un desguace de los recursos humanos, que de hecho ha de impactar de manera muy negativa en los próximos años, y que ya vienen en caída libre a partir de esa desgraciada Ley de Personal sancionada en el año 2006; y donde hoy se ven tristes resultados.

De por sí los procesos de selección en los concursos son tortuosos, a destiempo, e incluso en no pocas veces sospechados de "arreglados" en casos pntuales, algo que claramente se comprobó en audios, donde el propio ministro mencionaba las monografías de los oficiales superiores, que supuestamente eran anónimos; y dándole garantías a uno de los concursantes que ascendería; "quedate tranquilo", dijo aquella vez PULLARO.

Hay 500 Subcomisarios empadronados, pues, serán solo ochenta las vacantes para comisarios, con lo cual la cadena de mandos por un lado no promueve conductores para unidades operativas; pero ademas, sin mas más que el antojo del ministro de turno, no se puede poner un freno a la carrera policial, donde sabemos que no hay igualdad de condiciones, no hay jurados probos; porque han hecho trizas la institución en su totalidad.

El actual gobierno está coronando un proceso que se inició en 2007; y que hoy en los albores de irse por la ventana el año próximo; dejara no solo una policía destruida, sino altos grados de inseguridad.  

Te puede interesar