ITALIA: Murió de Covid-19 un policía de CDMX que trabajó en el Vive Latino

Interés General 08 de abril de 2020 Por utrapol
El agente estaba adscrito al sector Nápoles y después del festival no participó en ningún otro operativo porque se encontraba enfermo
1

El policía fallecido trabajó el pasado 14 y 15 de marzo en el operativo de seguridad del festival Vive Latino, según confirmaron autoridades de la dependencia estatal al diario mexicano Animal Político. Después del evento, no participó en ninguna otra acción, ya que se encontraba enfermo.

Según un comunicado publicado por la SSC, el agente, quien fue identificado como Segundo Santillán, estaba adscrito al Sector Nápoles. Comenzó a presentar problemas de salud el 27 de marzo, casi dos semanas después de celebrarse el Vive Latino.

“El pasado 27 de marzo, un policía adscrito al Sector Nápoles presentó problemas de salud, y tras una revisión médica fue diagnosticado con el virus Covid-19, por lo que desde ese momento fue aislado y se tomaron las medidas necesarias, de acuerdo al protocolo médico, con sus compañeros y quienes convivieron con él”, se lee en la tarjeta informativa de la dependencia estatal. “La esposa de nuestro compañero, el policía Segundo Santillán, notificó a esta Secretaría que desafortunadamente ha perdido la vida”, añade.

Aunque el agente Segundo Santillán fue hospitalizado el 27 de marzo, -13 días después del festival-, se desconoce dónde y cuándo se infectó. Según un reporte policial al que tuvo acceso Animal Político, la mujer del difunto contó que los síntomas empezaron justo tras el evento musical, el 15 de marzo. El nuevo coronavirus tarda alrededor de dos semanas en incubarse, por lo que pudo haberse contagiado antes del Vive Latino.

Aproximadamente el día 26, el agente comenzó a sufrir un cuadro digestivo preocupante, con fuertes vómitos y diarreas. Fue entonces cuando acudió al ISSSTE, donde le confirmaron que padecía Covid-19. La SSC no reveló si sufría alguna patología previa que complicara su recuperación.

Ahora, el miedo se ha extendido en el cuerpo policial, según reveló un agente del sector Nápoles a El Universal. Bajo anonimato, denunció que no les han realizado pruebas de diagnóstico.

“El problema es más grave, ahora fue un compañero, ve por cuánto tiempo aguantó y vivió con el virus. No sabes cómo está su familia, sus seres más cercanos, no sabemos si otros que acudieron a cuidar ese evento [el Vive Latino] también se contagiaron y nos contagiaron", expresó. “A ninguno nos han hecho pruebas. No sabemos cuántos de los que están trabajando tienen el virus”, añadió.

La celebración del Vive Latino detonó una gran controversia.

Países como Italia y España se encontraban en jaque por el Covid-19, y el número de casos allí, aumentaba a la velocidad de la pólvora. En Latinoamérica, naciones como Argentina o Perú se blindaban ante el coronavirus y tomaban medidas drásticas para impedir la propagación de la enfermedad en sus territorios. Y mientras, en México las autoridades continuaban con una pasmosa normalidad.

Desde el ejecutivo estatal de la Ciudad de México, se desoyeron las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y se permitió la celebración del Vive Latino, un evento que esperaba reunir a 70,000 personas, aunque finalmente sólo congregó a 40,000.

Algunos grupos como All Them Witches, Ambar Lucid, Rodrigo y Gabriela, Enrique Bunbury, Fangoria o Vetusta Morla cancelaron sus actuaciones, al creer que no era seguro para los fans. Y es que al día del concierto, la Secretaría de Salud ya había reportado 41 casos en el país. Pero a pesar de la situación dramática a nivel internacional, de la dispersión del virus por el territorio, y de la cancelación de distintas bandas, el festival se celebró. Y en él se desplegó un operativo sanitario que incluyó ocho carpas médicas, filtros con termómetros infrarrojos en los accesos, 92 paramédicos, 10 médicos y 8 ambulancias.

Aunque en esos controles se detectaron 27 personas con fiebre alta, se aseguró que ninguna conllevaba peligro, ya que en revisiones especializadas se descartaron por completo casos de coronavirus.

A través de una tarjeta informativa, la SSC CDMX confirmó el pasado 26 de marzo que un agente adscrito al sector Nápoles había sido aislado por presentar síntomas de Covid-19. Además, reveló que otros dos compañeros de este primer policía, -Segundo Santillán-, permanecían bajo estricta vigilancia médica al padecer síntomas de gripe. Ninguno de estos dos elementos formó parte del operativo del Vive Latino, y se desconoce si finalmente dieron positivo en la prueba.

En la actualidad, hay 6,000 agentes patrullando las calles de la capital para evitar saqueos y garantizar la seguridad durante la emergencia sanitaria. De acuerdo a la Secretaría, en el cuerpo policial se han intensificado las medidas de higiene correspondientes para prevenir contagios, como proporcionar gel antibacterial, cubrebocas y guantes desechables a los trabajadores.

“De igual forma, prioriza el lavado y desinfección de unidades móviles al término de cada turno y supervisa que la vestimenta este en óptimas condiciones higiénicas”, explicó.

Te puede interesar