CARLOS FASCENDINI": Sain debería hablar un poco menos, dejar de hablar al pedo y ponerse a trabajar"

Interés General 26 de enero de 2020 Por utrapol
En pleno proceso de negociación entre Ejecutivo y Frente Progresista por la ley de emergencia que pretende el gobernador Omar Perotti, el presidente de la UCR provincial Carlos Fascendini salió a cruzar duramente al ministro de Seguridad Marcelo Sain, lo responsabilizó de “estar todo el día con el balde de nafta”. En diálogo con Rosario/12,
foto1

El ex vicegobernador consideró que “no es necesaria” la aprobación de una ley de emergencia económica. “Lo que solicitó Perotti fue una exageración”, apuntó.

--Se intensificó en los últimos días el vínculo entre Ejecutivo y legisladores, ¿es realmente trascendente y necesaria la emergencia que pide Perotti?

--Pidió emergencias de todo lo que se le ocurrió, evidentemente hay aspectos fundamentales que son los que ahora, según nos comentan, los que pretende el gobierno, una emergencia en seguridad y una emergencia económica. La de seguridad habría que ver lo que contiene, si es la misma que se emitió en diciembre. Si manda la misma, correrá la misma suerte en Senadores, donde fue recortada enormemente. Si es una herramienta que pueda mejorar la posibilidad de atacar el flagelo de la inseguridad, nadie va a estar en contra. Lo que pasa es que se mezclan las intenciones de tener súper poderes. En la Legislatura es difícil que eso pase. Y con respecto a la emergencia económica, sinceramente no sé por qué se pretende porque no le va a arrimar ningún recurso. No veo de dónde. Se trata de manejar con libertad el presupuesto, anular partidas, distribuirlas de otra manera, todas cuestiones que no tienen nada que ver con lo financiero. La económica no es necesaria a mi entender, más allá de que necesite alguna autorización para recomponer el Fondo Unificado de Cuentas Oficiales (Fuco).

--Si las emergencias no se dividen y se presentan dentro de un solo proyecto, ¿el Frente Progresista no debería convalidarlo?

--El Frente va a estudiar de qué se trata y luego dará su respuesta. Se puede avanzar con la emergencia en seguridad con las herramientas que no signifiquen expresa delegación de facultades. Y, por otro lado, considero que no es necesario aprobar una emergencia económica. Se trata de libertades que ningún gobernador tuvo desde la democracia hasta acá, lo que solicitó Perotti fue una exageración.

--El ministro Borgonovo asoma como un facilitador del diálogo y es reconocido por la oposición, pero al mismo tiempo su par Sain es muy duro con el progresismo, ¿sus palabras complican la negociación?

--¡Pero claro!, Borgonovo tiene la mejor intención de encontrar el camino de diálogo, recabar opiniones para ir formando proyectos consensuados que tengan aprobación. Y cuando estamos en ese proceso, Sain tira la pelota a la quinta y realmente irrita a toda la oposición. Debería hablar un poco menos, dejar de hablar al pedo y ponerse a trabajar y ver de qué manera va a presentar un plan sólido para combatir la inseguridad.

En pleno proceso de negociación entre Ejecutivo y Frente Progresista por la ley de emergencia que pretende el gobernador Omar Perotti, el presidente de la UCR provincial Carlos Fascendini salió a cruzar duramente al ministro de Seguridad Marcelo Sain, a quién le pidió “dejar de hablar al pedo” y lo responsabilizó de “estar todo el día con el balde de nafta” y lesionar el diálogo político. En diálogo con Rosario/12, el ex vicegobernador consideró que “no es necesaria” la aprobación de una ley de emergencia económica. “Lo que solicitó Perotti fue una exageración”, apuntó.

--Se intensificó en los últimos días el vínculo entre Ejecutivo y legisladores, ¿es realmente trascendente y necesaria la emergencia que pide Perotti?

--Pidió emergencias de todo lo que se le ocurrió, evidentemente hay aspectos fundamentales que son los que ahora, según nos comentan, los que pretende el gobierno, una emergencia en seguridad y una emergencia económica. La de seguridad habría que ver lo que contiene, si es la misma que se emitió en diciembre. Si manda la misma, correrá la misma suerte en Senadores, donde fue recortada enormemente. Si es una herramienta que pueda mejorar la posibilidad de atacar el flagelo de la inseguridad, nadie va a estar en contra. Lo que pasa es que se mezclan las intenciones de tener súper poderes. En la Legislatura es difícil que eso pase. Y con respecto a la emergencia económica, sinceramente no sé por qué se pretende porque no le va a arrimar ningún recurso. No veo de dónde. Se trata de manejar con libertad el presupuesto, anular partidas, distribuirlas de otra manera, todas cuestiones que no tienen nada que ver con lo financiero. La económica no es necesaria a mi entender, más allá de que necesite alguna autorización para recomponer el Fondo Unificado de Cuentas Oficiales (Fuco).

--Si las emergencias no se dividen y se presentan dentro de un solo proyecto, ¿el Frente Progresista no debería convalidarlo?

--El Frente va a estudiar de qué se trata y luego dará su respuesta. Se puede avanzar con la emergencia en seguridad con las herramientas que no signifiquen expresa delegación de facultades. Y, por otro lado, considero que no es necesario aprobar una emergencia económica. Se trata de libertades que ningún gobernador tuvo desde la democracia hasta acá, lo que solicitó Perotti fue una exageración.

--El ministro Borgonovo asoma como un facilitador del diálogo y es reconocido por la oposición, pero al mismo tiempo su par Sain es muy duro con el progresismo, ¿sus palabras complican la negociación?

--¡Pero claro!, Borgonovo tiene la mejor intención de encontrar el camino de diálogo, recabar opiniones para ir formando proyectos consensuados que tengan aprobación. Y cuando estamos en ese proceso, Sain tira la pelota a la quinta y realmente irrita a toda la oposición. Debería hablar un poco menos, dejar de hablar al pedo y ponerse a trabajar y ver de qué manera va a presentar un plan sólido para combatir la inseguridad.

--¿No tiene un plan sólido?

--No lo conozco, lo veo en pleno diagnóstico y manifestaciones mentirosas sobre lo que pasó en el gobierno anterior, asignando culpas o responsabilidades de las situaciones que encuentra, pero no veo claramente qué tipo de acciones va a hacer hacia el futuro para combatir semejante problema. Lo que menos necesita el gobierno provincial es tener irritabilidad en los sectores que, justamente, tienen que levantar la mano para aprobar las leyes, que son los senadores y diputados. Este hombre está todo el día con el balde de nafta prendiendo fuego esa posibilidad.

--¿Le perjudica el consenso político al gobernador?

--Totalmente, a tal punto que había buenas intenciones para comenzar el diálogo y hoy está en duda si se va a seguir trabajando para potenciar ese diálogo. Lamentablemente, en estas condiciones, en las que se trata de narcotraficantes, de connivencia con el delito, justamente a los que tienen que levantar la mano, me parece que es bastante difícil. Sain va a tener que explicar en la justicia, seguramente lo citarán las cámaras a que vaya a confirmar las manifestaciones que hizo, que son sumamente graves.

--Hacia dentro del Frente Progresista, los intendentes necesitan la ayuda de la provincia y los legisladores, por otro lado, hacer oposición, ¿cómo se sostiene ese equilibrio?

--Los intendentes tienen serios problemas administrativos por la crisis económica que se arrastra. La necesidad que tienen hace que tengan contacto, obviamente, con el gobierno provincial. El Ejecutivo tiene que estar atento a resolver los problemas porque cada municipio que se prende fuego, se prende fuego la provincia también. En ese sentido, es comprensible que los intendentes estén en permanente contacto con el Ejecutivo. Lo que no es saludable es que el Ejecutivo provincial presione, condicione las ayudas económicas con la condición de que se aprueben las emergencias. Esto no es así. Los que levantan la mano son los legisladores, no los intendentes.

FUENTE; Rosario/12

Te puede interesar