El gobierno advierte que no puede garantizar la cláusula gatillo en enero y febrero

Interés General 31 de diciembre de 2019 Por utrapol
El pago de los sueldos de diciembre se extiende hasta el 15 de enero. El ministro de Gestión Pública, Rubén Michlig, dijo que el gobierno no cuenta en caja con los fondos necesarios para pagar sueldos y hacer frente a obligaciones.
ruben michlig

Pocas horas después de que fracasó el intento del gobierno de Santa Fe de que se aprobara en la Cámara de Diputados la ley de Emergencia -sí se aprobó el aumento de impuestos solicitado por el Ejecutivo-, se conoció el cronograma de pago de sueldos a empleados públicos con la inclusión de la cláusula gatillo que refleja la inflación del pasado mes de octubre.
 
Sin embargo, en declaraciones al programa Creo, por Aire de Santa Fe, el ministro de Gestión Pública, Rubén Michlig, advirtió que no se puede garantizar el pago de la cláusula gatillo correspondiente a noviembre y diciembre de 2019, que debería impactar en los salarios a cobrar en febrero y marzo de 2020.

"No lo podemos confirmar. Lo decimos nosotros, lo dice el gobierno nacional. Lo aceptan los gremios nacionales. Está entendido que la discusión salarial de este año se hará en un marco totalmente distinto. Y en función de las disponibilidades que tenga la Provincia, vamos a tratar de garantizar el sostenimiento del salario real", explicó.

- ¿Entonces la cláusula gatillo se termina con el sueldo de diciembre?

- Ni sí, ni no. Viene un proceso de discusión distinto. Para nada se aleja de la necesidad de sostener los salarios, pero la discusión será en otro marco económico, en otro marco de disponibilidades. Por eso es importante contar con herramientas que faciliten las negociaciones salariales. Al no existir posibilidades de financiamiento, uno tiene que ajustarse estrictamente a los fondos disponibles en las cuentas oficiales. Falta un tiempo para esa discusión y se hará en el marco de la realidad económica y política que encontremos en ese momento.

Gobernar sin emergencias

Según Michlig, el gobierno evaluará en las próximas horas la posibilidad de que el gobernador Omar Perotti convoque a extraordinarias en enero, con el objetivo de insistir en la aprobación de las emergencias.

Mientras tanto, "la situación delicada. Habrá serias dificultades para atender las obligaciones normales que tiene el gobierno provincial. La situación de déficit generará una presión sobre el Tesoro provincial que pondrá en serias dificultades la atención de las obligaciones".

En el caso de los sueldos, el ministro dijo que no existe disponibilidad de fondos suficientes "para pagar con el cronograma acotado que tenía la Provincia y no podemos tomar préstamos al 60 por ciento para cumplir con los salarios. Ninguna empresa o privado cometería semejante locura".

"Al no haber herramientas de financiamiento -inisistió- se pagará en la medida en que vayan ingresando los recursos. Por eso requeríamos de la utilización de herramientas de crédito para obtener tasas más razonables", remarcó.

Michlig reconoció que hoy la deuda con proveedores de hospitales se acerca a los 1.500 millones de pesos. Y se quejó porque durante la gestión anterior "el gasto provincial se mantuvo similar al incremento del índice de precios, a pesar de que los recursos cayeron entre 9 y 10% con respecto a la inflación".

"Hay que decir que en la Cámara de Diputados fue imposible establecer un diálogo porque fue negado totalmente" por la oposición, a diferencia de lo que sucedió en el Senado.

FUENTE: Aire de Santa Fe

Te puede interesar