MIGUEL ZALAZAR: "Uno de los errores de la legislatura fue modificar el Código de Faltas; quitó controles de prevención a la policía, por eso crecieron los motochorros"

Interés General 04 de octubre de 2019 Por
Diputados y Senadores deben volver sobre sus pasos, y modificar artículos, que en el sistema contravencional permitan a la policía tener más control en las calles, mejor prevención. Esta es una herramienta clave para contrarrestar el accionar de los motochorros.
policiales

Hace unos años, cuando el delito y la inseguridad iban creciendo, la Legislatura santafesina, con otros integrantes en ambas Cámaras, tomó la decisión de modificar algunos artículos del Código de Faltas; lo que menguó la acción de la policía sobre el control de algunos locales comerciales, la circulación de vehículos; a la par de no permitir el poder político, pese a la vigencia de la Ley Orgánica Policial, de acciones de prevención. Hoy estamos pagando parte de esos yerros.

Por Miguel ZALAZAR

En ese momento del debate, por la derogación por ejemplo del artículo que penaba la conducción peligrosa; no se pensó en la tarea policial, no solo de frenar o prevenir cualquier contingencia vial, sino en la posibilidad de saber si conductores, particularmente motociclista andaban en las huestes del delito.

La premisa en el momento de retocar la normativa contravencional, era un pedido de algunos intendentes y presidente comunales, particularmente las grandes ciudades, y que era el poder efectuar multas por controles de tránsito con un solo objetivo, recaudar.

En estos años algunas comunas y varios municipios, por la ausencia de la policía en el control de la vía publica, por directivas políticas, pudieron hacer ingresar en las arcas publicas varios millones de pesos en concepto de multas viales.

En ninguno de los casos, esos controles vehiculares municipales, donde se hicieron actas de infracción por circular sin casco, sin chapa patente, sin licencia de conducir, u otra anomalía legal; vislumbro la posibilidad de que alguno de esos vehículos pudiese haber tenido pedido de secuestro por robo; o que sus ocupantes tuvieran pedido de captura por ejemplo.

En la capital de la provincia, Santa Fe, se da un hecho inusual; los policía contratados por el municipio, dan garantías a los inspectores municipales, para que estos labren las actas urbanas con tranquilidad, pero bajo ningún punto de vista, se entrometen en un vehículo que pudiese carecer de patente, pudiendo se este robado.

La política tuvo sus prioridades

Hoy parte del control de prevención por parte de la policía, también se perdió por esto; un eslabón más; es que las prioridades de la política fueron estas; tener mas dinero por infracciones de tránsito; sin pensar que algunos de esos infractores eran parte de la inseguridad.

La actual composición de la Legislatura debería rever esto; y volver a darle a la policía esta herramienta importantisima para prevenir delito, contrarrestar la inseguridad, y evitar por ejemplo la proliferación de los motochorros. 

Te puede interesar